Obra de LT Menu Biblioteca Menu Publicaciones Menu Estudios Menu Novedades

La declaración de sometimiento de Rakovski[1]

 

 

Publicado el 10 de marzo de 1934

 

 

Rakovski afirma que abandonará su lucha y se someterá a la disciplina. Su declaración no contiene más que eso. Para comprender adecuadamente esta declaración -naturalmente nosotros la condenamos- hay que comprender la situación en la que se colocó a Rakovski. En realidad las condiciones en que vivía le hicieron abandonar la lucha activa hace tres o cuatro años. No podía comunicarse con sus amigos, ni escribir artículos, ni recibir la literatura de la Oposición de Izquierda ni información sobre el movimiento obrero internacional en general. Su aislamiento total le quitaba toda perspectiva.

La declaración de Rakovski, que está lejos de constituir una capitulación ideológica o política, es al mismo tiempo muy lamentable y criticable. No hay duda de que este ejemplo será ampliamente utilizado por la burocracia stalinista para hacer capitular, no a la manera de Rakovski sino a la de Zinoviev, a muchos jóvenes que están en prisión y aislados como aquél.

Muchas veces repetimos que la restauración del Partido Comunista de la URSS sólo se logrará en el terreno internacional. El caso de Rakovski lo confirma por la negativa, pero de manera muy evidente. Los bolcheviques leninistas de la URSS no se enteran a través de Pravda de la candente situación internacional: el triunfo de Hitler, el peligro de guerra, el aplasta­miento del proletariado austríaco. No tienen posibilidad de orientarse a la luz de estos acontecimientos ni de descubrir las distintas corrientes del movimiento obrero.

Para volver a crear en la URSS un poderoso movi­miento comunista internacionalista, la lucha de la Cuarta Internacional debe tomar forma y convertirse en un factor tan poderoso que la burocracia stalinista ya no pueda ocultarla a los obreros soviéticos, los bolcheviques leninistas incluidos.

Tomamos nota de la declaración puramente formal del viejo guerrero, que demostró con su vida entera su inconmovible devoción a la causa revolucionaria; tomamos nota de ella con tristeza y pasamos al orden del día, es decir a redoblar el vigor de la lucha por nuevos partidos y una nueva Internacional.



[1] La declaración de sometimiento de Rakovski. The Militant, 10 de marzo de 1934. El 19 de febrero de 1934 l’Humanité publicó un despacho de Moscú anunciando que Cristian Rakovski había abandonado la lucha contra el stalinismo. Luego de esperar varias semanas para obtener más información, Trotsky hizo esta declaración en una carta dirigida al Secretariado Internacio­nal, con fecha del 21 de febrero. Esta no fue publicada hasta tiempo después.



Foro sólo para inscritos

Para participar en este foro, debe registrarte previamente. Gracias por indicar a continuación el identificador personal que se le ha suministrado. Si no está inscrito/a, debe inscribirse.

Conexióninscribirse¿contraseña olvidada?